Hasta Siempre Poeta

11336976_861629107225213_985547862637871465_o-632x421

Ramón Querales. Fotografía: Oscar Arria, MPPC

__________

¿Para dónde vas, Ramón? ¿A quién dejas custodiando tus noches, esas que te brillaban en pleno día? ¿De qué manera hoy regresas “al útero terrible/que no expulsa”? Nos dejas aquí, aullándote, como si en tu vuelo detuvieras nuestro tiempo en una luna, inventada por ti, en las habitaciones de tus viajes. Me dejas en el cielo de la boca un desconsolado sabor. Y recuerdo que antes de atreverme a mojar mi pluma para rasguñar el verso, ya tus voces me sonaban en el centro del pecho, me daban destello, linterna eterna para caminar, con paso de equilibrista, sobre mis letras, ahora más temblorosas por este repentino sin ti.  23 de octubre de 2015

__________

Poema de Ramón Querales
Del poemario: Habitación de olvido.
_____________________ A Yaya Andueza

giré por la eternidad
pero no comencé el giro

alcancé la luz
sobrepasé su viaje
me mantuve
en los espejos azules del planeta
donde reposan sus términos

navegué todas las maneras de morir
hasta la vida absoluta

reconstruí mi espíritu

donde el tiempo se ovilla y gruñe
como un pequeño tigre
envejecí eternamente

me arriesgué contra el miedo

el torrente anegaba de banda a banda
mi oscura cuenca

luché contracorriente
abrí otros cauces
devasté bosques
levanté piedras
organicé caramas

me puse terrible

las aguas me arrastraron
me llevaron al fondo
y aquí
en el río que soy
yazgo

______________________________________________

 

DURACIÓN DEL AMOR
 
Eleazar León
________________________________________________
Una muchacha puso las hojas de su cuerpo
a iluminarse entre mis manos.
Toqué su sal, su agua, respiré las raíces
en la marea de algas de su vientre
y no hubo noche entre los dos, un fuego
nos despojó del odio y otros suplicios.
Siglos de soledad se arrodillaron para vernos
ir y venir del sol. Tuve una luna
por cada una de sus piernas.
Por cada una de sus islas,
animales azules y sorprendidos.
Playa su desnudez deslizándose y húmeda
y ese gemido
como un adiós que estalla reuniéndonos lejos.
 
Labrador desvelado, ninguna tierra
me amaneció con menos sueño, con más temblor, más fiebre.
Desde otra orilla nos llamaron, y hubo después
el silencio de lluvia de sus ojos abiertos.
La luz nos separó, nos perdió la distancia
de la ciudad, los años, las puertas ciegas.
Una estrella mezquina
me quema cada día sin su presencia.
galindo2
CAOS
(del libro inédito Metamorfosis)
Elí Galindo
__________________________________________

Antes que el hombre nombrara

a través del caos

las cosas disonantes de la creación

existía la armonía

El cielo y la tierra cruzaban sus mensajes

de fuego

uno al otro comunicaban sus fiestas

dolores y lamentos

Para nada había obstáculos

conversaban y se entendían perfectamente

Todo era hábil

Todo extendía su propio peso

su real valor

Sin miedo lo inútil se sabía en descanso

de la materia

luego

según la rueda perfecta de la fortuna

vivía su turno

Lo muerto no sufría

retornaría poco después

y lo vivo soportaba el vivir

pronto vendría el descanso natural

Antes que el pensamiento

creara la muerte

mucho antes que el hombre pensara

en el término de las cosas

y el caos abandonara su misión verdadera

todo era perfecto

todo era irrupción

azar

Anuncios

3 comentarios sobre “Hasta Siempre Poeta

  1. Hubo una época, llegando a los 30, en la que me alejé de los poetas (no de la poesía). Por ello a algunos los dejé de ver a los casi 30. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s